• Beatriz

Mi primera vez frente a la cámara - camino al boudoir


¿Dónde nos habíamos quedado? Ah sí, terminada la sesión de la playa…

Una vez llegada al hotel de nuevo y después de una ducha calentita para contrarrestar los fríos pasados y hablar con mis niños, a dormir pensando si sería capaz de pegar ojo esa noche, pero la intensidad del día me hizo caer rendida hasta que mis tesoros me despertaron con un Whatsapp de buenos días, en ese momento me los hubiese comido a besos como los echaba de menos…

La mañana pasó rápida, de paseo por la ciudad, hasta las 16:00 horas no había quedado con el fotógrafo, así que, a hacer turismo, a recorrer las calles de aquel lugar tan bonito que no conocía y sinceramente, me sorprendió para bien.

Así, poco a poco, minuto a minuto llegó la hora, la hora de maquillarse y preparar una mini maleta con lo que iba a llevar de ropa para la sesión de fotos, nervios, muchísimos nervios…

A la hora establecida, en el lugar acordado, ahí estaba yo, primero fuimos donde iba a ser la sesión en estudio para dejar todo, elegir camiseta, coger un libro y dirigirnos al parque, era importante seguir por algo sencillo, soltándome, aprender a andar despacio, familiarizarme con la cámara, en fin, ir rompiendo un poco la timidez frente al objetivo, aunque yo creo que eso nunca se pierde…

Y ahí estaba yo nuevamente, con el libro en la mano y sombrero, andando por fin despacio de un lado para otro, sentándome en los bancos, césped, ramas de los árboles, viendo como el fotógrafo se daba algún que otro golpe con algún arbolillo, en definitiva como el día anterior, un buen rato creando recuerdos de días de nuestras vidas que no se volverán a repetir, hasta ahora qué fácil era todo.

Terminada esta parte quedaba la que en un primer principio me había llamado la atención y me gustaba, el Boudoir…

#parque #blog

31 vistas

​©2016 por  Beatriz . Todos los derechos reservados.​  Creado con Wix.com

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now